9/30/2013


Os animo a que probéis a hacer tallarines o cualquier otra forma de pasta en casa. Es muy sencilla de preparar además de divertido y la diferencia en el sabor es enorme. Si disponéis de una máquina para hacer pasta el proceso es mucho más fácil claro, ya que no hay que usar tanta fuerza ni tiempo. No son demasiado caras, aquí las puedes encontrar por 14 euros, y se les saca mucho partido!
Con las cantidades que os pongo abajo tendréis pasta para al menos 4 personas. Ya me contaréis :)


Ingredientes:

300 g de harina
3 huevos
200 g de salmón
100 g de espinacas
Un puñado de gambas
1 diente de ajo
Un vaso de vino blanco
Un chorro de nata para cocinar


Elaboración:

1. Empezaremos preparando la pasta y para ello mezclamos con la mano la harina con los huevos en un cuenco. Echamos un poco de sal.
2. Tapamos el cuenco con film y dejamos reposar la masa en la nevera durante media hora.
3. En una sartén doramos el ajo a láminas finas. Después añadimos el salmón a trocitos y lo salteamos bien.
4. A continuación echamos las espinacas y las gambas. Las espinacas si son frescas darán más sabor al plato, pero también podéis usar congeladas si os apaña mejor.
5. Cuando estén bien reahogadas, vertimos en la sartén un vaso de vino blanco y un chorro de nata.
6. Tapamos y dejamos cocer a fuego lento durante unos 10 - 15 minutos. Mientras tanto prepararemos la pasta.
7. Con la ayuda de una máquina de hacer pasta alisaremos la masa hasta obtener placas muy finas que a continuación cortaremos en tallarines, usando la máquina también.
8. Ponemos al fuego una cazuela con abundante agua y un chorro de aceite y cuando empiece a hervir echamos los tallarines.
9. Los cocemos durante unos 5-7 minutos. Los escurrimos y los mezclamos con la salsa.
10. Espolvoreamos un poco de queso rallado por encima.

Velbekommen!




9/29/2013

Me gustan mucho las lentejas pero he de reconocer que siempre las cocino de la misma forma, la clásica receta de siempre que tod@s conocemos. Pero después de haberlas probado en varias ocasiones en ensalada durante las pasadas vacaciones, me he decidido a prepararlas así en casa. Aquí os dejo una sencilla y refrescante ensalada de lentejas.
 
Ingredientes:
 
- lentejas listas para cocer
- pepino
- cilantro
- jengibre
- gambas cocidas y peladas
- cebolletas
- vinagre de arroz
- chili
- azúcar de palma
- pimienta y sal
 
Elaboración:
 
1. Cocemos las lentejas de la forma habitual con sal, pimienta y cilantro.
2. Cuando estén cocidas, les retiramos el agua, las lavamos con agua fría y las reservamos en un cuenco.
3. Cortamos las gambas en 2 ó 3 trozos, según el tamaño que tengan, y las añadimos a las lentejas.
3. Cortamos el pepino a cuadritos y la cebolleta a rodajas gruesas y lo añadimos también a las lentejas.
4. Para el aliño mezclaremos un buen chorro de vinagre de arroz (unas dos cucharadas soperas), dos cucharaditas de azúcar de palma, medio chili bien picadito, una cucharadita de jengibre rallado y otra cucharadita de cilantro fresco picado. Lo batimos bien todo con un tenedor para que se mezclen todos los sabores.
5. Regamos la ensalada con el aliño y mezclamos todos los ingredientes una vez más. Decoramos con unas hojas de cilantro fresco.
 
Velbekommen!
 
 

9/27/2013

Hoy vamos a preparar un plato sencillo y  rápido de hacer, muy nutritivo, rico y ligero. Para esas noches que te apetece cenar algo sencillo pero sabroso, con ingredientes que siempre tienes en la despensa.
Se trata de unas verduras hervidas, un poco de cuscús con un toque original y una ensalada verde.

Ingredientes.

Lechuga.
Pepino.
Calabacín.
Rabanitos.
Cuscús.
Zanahoria.
Calabaza potimarrón.
Nabo.
Remolacha.
Tempeh.

Elaboración.

1. Lo primero vamos a preparar el hervido de verduras. Para ello partimos las verduras, la zanahoria en bastones, la calabaza en cuadrados, y el nabo en rodajas. Después ponemos una olla con agua y sal y cuando esté hirviendo vamos a cocinar cada verdura por separado en el siguiente orden: Zanahoria, calabaza, nabo y por último pondremos unas remolachas peladas y enteras. Todas las verduras las tendremos en el agua unos 3-4 minutos, menos la remolacha que la herviremos unos 10-15 minutos.
2. Dejamos la verdura apartada pero reservándola tapada para que no se enfríe.
3. Preparamos la ensalada con lechuga pepino y calabacín rallado y rabanitos.
4. Ahora vamos a poner un cazo con 2-3 dedos de aceite para freír el tempeh en láminas o dados. 
5. Nos queda preparar un cuscús con el caldo hirviendo donde hemos hecho todas las verduras y como lo último que hemos cocido es la remolacha pues el líquido es muy morado así que nos saldrá de un color muy llamativo, y además el sabor del cuscús será excelente. Para ello ponemos unos 100 gr (para dos personas) de cuscús en un cuenco de cristal o un cazo y le agregamos el caldo anterior hirviendo en la misma cantidad, osea 100 gr de caldo y añadimos un poco de sal. Tapamos con un paño y dejamos reposar 10 minutos. 
6. La remolacha que hemos cocido la reservamos para otras recetas, y el caldo que nos sobra también.
7. Solo nos queda preparar el plato. Para ello pondremos la ensalada verde en un montoncito, al lado las verduras hervidas con el tempeh frito por encima, y un cilindro de cuscús a la remolacha.

Nuestro plato ya está listo para comer...










9/23/2013

Hoy vamos a aprender a hacer prensado de verduras. Es algo muy rico, con un montón de propiedades. Muy fácil de hacer y el resultado es unas verduras crujientes con un sabor similar a un encurtido y que va muy bien para acompañar ensaladas, ensaladillas, verduras cocidas, al vapor, etc...

Esta forma de preparar las verduras es en si una cocción. Sus propiedades son: enfría de forma superficial, y tiene una energía  de apertura. Las verduras tienen una textura crujiente y menos contenido en agua que en la forma cruda.

Tan solo necesitamos verduras como por ejemplo coles (col repollo, lombarda, etc...) o zanahoria, rábano o rabanito, etc.. yo he hecho hasta de calabacín y queda muy rico, y un utensilio muy barato que se llama prensador de verduras.

Primero cortamos las verduras bien finas como en las fotos siguientes.

Yo en este caso he usado col lombarda y repollo pero como decía antes podemos hacerlo con cualquier verdura que sea jugosa.




Luego mezclamos las verduras con sal (u otro condimento salado como miso, shoyu, tamari o umeboshi) y las introducimos dentro de nuestro prensador de verduras. En esta foto podéis ver el prensador que gasto yo. Es un utensilio más o menos barato, pues no suele costar más de 10-12 euros y ya lo tenemos para mucho tiempo.

Después tapamos el prensador y dejamos reposar las verduras desde 1 hora hasta  10-12 horas antes de tomarlas. Yo voy sacando del prensador para cada comida y me dura un par de días. Yo he probado a tener verdura un día o dos y su sabor se vuelve más fuerte pero están también muy ricas. Ojo... el líquido que sueltan las verduras no lo usamos sino que lo tiramos.



Bueno, y hasta aquí nuestra aportación de hoy.. para que tengáis una forma más de cocinar las verduras, de forma sencilla pero muy nutritiva.




9/21/2013


Vamos con otra receta de cuscús, esta vez acompañado de champiñones y calabacín caramelizados. Para darle un toque salado, le pondremos trocitos de bacon.
Es muy fácil y rápida de hacer y seguro que gustará.

Ingredientes:

Cuscús (2 dl)
100 g de champiñones
Medio calabacín
Bacon (a gusto)
4 dl agua o caldo de verdura o de pollo
1 chorro de vinagre balsámico
2 cucharadas soperas azúcar

Elaboración:

1. Troceamos los champiñones y el calabacín a cuadraditos y los salteamos en una sartén con un poco de aceite.
2. Añadimos el bacon a tiras cortitas y lo freímos.
3. A continuación echamos las dos cucharadas de azúcar y un buen chorro de vinagre balsámico. Removemos bien y lo dejamos que vaya caramelizando.
4. Mientras tanto prepararemos el cuscús. Para ello, en una cazuela o cuenco que pueda taparse, pondremos el cuscús y le añadiremos el agua o el caldo bien caliente. Taparemos y lo dejaremos que absorba el líquido.
5. Para emplatar pondremos dentro de un aro de metal un capa abundante de cuscús y encima la mezcla de verduritas y bacon.

Velbekommen!

 




 


 

Una ensalada de verano más... 
En esta ocasión combinamos los azukis y la cebada con algunas verduras de verano. Un plato rico, refrescante y nutritivo para esos días de calor. 

Ingredientes.

Cebada.
Azukis.
Cebolla.
Pepino.
Rúcula.
Tomate.
Calabacín.
Remolacha cocida.

Aliño: aceite de sésamo y vinagre de manzana con unas gotas de tamari.

Elaboración.

1. El día de antes coceremos los azukis y la cebada para que al preparar nuestra ensalada estén fríos. Los guardaremos por separado y bien aclarados.
2. Cortamos ahora las verduras en cubos pequeños, el pepino, la cebolla, el calabacín y la remolacha. El tomate lo hacemos un poco más grande para que no se deshaga. La rúcula la cortamos en trozos de 3-4cm.
3. En un cuenco mezclamos todas las verduras con los azukis cocidos y servimos en los platos acompañado de rúcula. Sazonamos al gusto.
4. Hacemos el aliño con vinagre de manzana, aceite de sésamo y un poco de tamari.

Así nos queda nuestra ensalada de cebada y azukis...








Hoy toca comer lentejas pero en forma de croquetas... una forma divertida para los más pequeños de la casa, (y para los mayores, porque están muy ricas), que en algunas ocasiones no quieren ese estofado de lentejas con verduras.


Ingredientes.

Lentejas rojas.
Ajo.
Cebolla.


Elaboración.

1. Podremos las lentejas a remojo (cubrir las lentejas un dedo por encima con agua), añadimos sal y un diente de ajo majado. El tiempo será una mañana o una tarde, 4-5 h.
2. Picamos cebolla (aprox 1/4 de la cantidad de lentejas.) y la reservamos con un poco de sal.
3. Ahora toca triturar las cebollas con la batidora hasta que quede una pasta fina, y después añadimos la cebolla y removemos pero ya sin triturar la mezcla.
4. Ponemos una sartén honda y pequeña para que con poco aceite tengamos suficiente. Cuando este bien caliente añadiremos con una cuchara bien llena la mezcla para freír una croqueta, y si coge en la sartén pondremos una o dos más. No pongáis mucho porque no saldrán bien.
5. Las freímos 4-5 minutos. (Si os salen muy grandes un poco más, y si son pequeñitas un poco menos.)
6. Para servirlas podemos poner un poco de daikón rallado en cada croqueta y si no tenéis, están muy ricas servidas con un poco de chucrut.

Así quedaron las nuestras...


9/10/2013

Este es el bizcocho que preparé para la fiesta de vecinos hace un par de semanas. Es el típico bizcocho de yogur que seguro tod@s conocéis, pero remojado con un almíbar de naranja. Es muy fácil de hacer y su sabor es buenísimo! Lo disfrutaréis tanto en el desayuno o  la merienda o como de postre.

Ingredientes.

1 yogur natural (utilizaremos el envase para medir el resto de los ingredientes)
2 medidas de azúcar
3 medidas de harina
3/4 medida de aceite de girasol
10 g de levadura 
4 huevos
Ralladura de 1 naranja

Para el almíbar:
70 ml zumo de naranja
3 cucharadas de azúcar moreno

Elaboración.

1. Con unas varillas eléctricas batimos los huevos y el azúcar hasta doblar su volumen.
2. Añadimos el yogur y la ralladura de naranja y seguimos batiendo.
3. Ahora incorporamos poco a poco la harina y la levadura tamizadas mientras batimos.
4. Por último ponemos el aceite y mezclamos bien.
5. Echamos la masa en un molde enharinado y horneamos a 175 grados, en un horno previamente calentado, durante unos 35 minutos.
 Para comprobar si el bizcocho esta terminado podemos clavarle un palillo en la parte más gruesa. Si sale limpio, está terminado, si no debemos dejarlo un poco más.

Mientras el bizcocho se hornea, preparamos el almíbar.
6. En un cazo ponemos el zumo de naranja junto con el azúcar y removemos hasta que se disuelva.
7. Lo dejamos reducir a fuego lento durante unos 10-15 minutos. 
8. Cuando el bizcocho esté terminado, lo remojamos con el almíbar. No es necesario dejar enfriar el bizcocho. Tampoco hace falta utilizar todo el almíbar de una vez, podéis remojar el bizcocho varias veces. Haciendo unos pequeños orificios con un palillo podemos ayudar a que el almíbar cale mejor.
9. Para decorar podemos utilizar piel de naranja cortada en juliana.

Velbekommen! 

 

En esta receta vamos a preparar unos garbanzos salteados con verdura acompañados con cuscús y salsa de yogurt de soja.
Fácil de preparar, rápido y muy nutritivo. Un plato con un toque árabe con nuestros garbanzos de toda la vida.

Ingredientes.

Garbanzos cocidos.
Verduras para saltear:
  • Calabacín.
  • Berenjena.
  • Cebolla.
  • Zanahoria.
  • Pimiento.
Cuscús integral.

Yogurt natural de soja.
Rabanitos.
Cebollino fresco.

Elaboración.

1. Primero coceremos los garbanzos. Lo mejor es cocerlos el día de antes y tenerlos ya guardados, así adelantamos tiempo.
2. Cortamos las verduras para el salteado en trozos pequeños. 
3. En un sartén ponemos un poco de aceite y salteamos las verduras con un poco de sal (Calabacín, berenjena, cebolla, zanahoria y pimiento) unos 10' a fuego medio. 
4. Añadimos a la sartén los garbanzos y cocinamos otros 5'.
5. Cocemos el cuscús. Para ello medimos la cantidad de cuscús y la ponemos en un cuenco, añadimos la misma cantidad de agua hirviendo y ponemos un poco de sal. Tapamos con un paño y esperamos 10'. Pasado este tiempo el cuscús estará listo.
5. En los platos servimos el salteado de verduras y garbanzos, añadimos el cuscús y encima de las verduras ponemos el yogurt de soja.
5. Cortamos los rabanitos en trozos pequeños los añadimos al plato y decoramos con un poco de cebollino.

Ya tenemos listo este plato de verduras con garbanzos y cuscús.








Vamos a preparar una sopa de fideos y verduras muy rica y nutritiva a partir del caldo que hemos guardado en otra ocasione al cocer unas alubias. 
(Recordar que en algunas recetas donde usamos alubias o azukis os recomiendo que guardemos el caldo para hacer  una sopa posteriormente, pues esta es una de las que se pueden hacer).

Ingredientes.

Caldo de haber cocido alubias. (También valdría de azukis).
Maíz.
Zanahoria.
Raíz de Bardana.
Cebolla.
Setas shiitake.
Seitán.

Elaboración.

1.Ponemos una hora antes las setas en agua para re-hidratarlas.
2. En una olla colocamos el calo de las alubias y lo ponemos a hervir.
3. Cortamos la zanahoria en cuadraditos pequeños, la cebolla también en cuadrados pequeños, y la raíz de bardana en medias lunas. El seitán podemos hacerlo en trozos más grandes.
4. Sacamos las setas del agua y las cortamos en láminas eliminando el pie, pues solo usaremos el sombrero. 
5. Añadimos al caldo hirviendo todas las verduras, el maíz (ya cocido previamente o de bote), la zanahoria, la bardana, la cebolla, las setas, y el seitán.
6. Bajamos el fuego y cocinamos durante 1 hora. 
7. Añadimos unos fideos. Podemos usar fideos Udon, de espelta, trigo, kamut, etc. Mejor si son integrales. Cocinamos los fideos 3-4'.
8. Añadimos a la sopa un poco de shoyu y cocinamos otros 3-4' y ya estará lista para servir.

Nuestra sopa estará muy rica y resultará muy nutritiva. Además es una forma de aprovechar ese caldo de haber cocido unas alubias o azukis que hemos usado en una ensalada u otra receta.

Así quedará el plato.








9/09/2013

No suelo preparar cremas y ni purés muy amenudo y la verdad, és una lástima, pues están riquísimas, y ahora que vamos de camino al frío apetecen cada vez más. 
Aquí os dejo la receta de una sencilla crema de brócoli. Espero que os guste.

Ingredientes.

1 brócoli
1 diente de ajo
Media cebolla picada
1 chorrito de leche
Bacon
Sal, pimienta
Aceite 

 Elaboración.

1. Picamos la cebolla y el ajo a trocitos muy pequeños y lo doramos en una sartén con un poco de aceite.
2. Cortamos el brócoli en ramilletes, lo añadimos a la sartén y lo sofreímos unos 5 minutos.
3. Añadimos agua y cocemos 5-10 minutos.Si tenéis un caldo de carne a mano también lo podéis utilizar para que así tenga más saborcito.
4. En otra sartén freímos el bacon cortado a tiras a fuego muy fuerte hasta que quede crujiente.
5. Cuando el brócoli esté cocido, escurrimos el agua y la reservamos. 
6. Con la batidora lo trituramos todo.
7. Añadimos un chorrito de leche y un poco de agua de la cocción, dependiendo de lo espesa que queramos la crema. 
Si queréis también le podéis poner un poco de mantequilla o queso.
8. Salpimentamos. 
9.Servimos la crema con el bacon por encima. 

Velbekommen!

9/08/2013


La receta de hoy es una rica ternera en salsa de yogur especiada. Si lo preferís la podéis hacer con pollo, cordero o pato, lo que más os guste o según lo que tengáis en ese momento. Para acompañar, un sencillo arroz basmati.
 
Ingredientes.
 
400 g de ternera
1 berenjena
1 pimiento rojo 
1 cebolla mediana
Yogur natural (hasta cubrir)
25 g almendras trituradas
1 trozo de jengibre
3 cucharaditas de cilantro picado (fresco si puede ser)
Un par de hojas de laurel
1 cucharadita azúcar de palma
2 dientes de ajo
1/2 cucharadita clavo en polvo
1-2 cucharaditas de garam masala
Ralladura de limón
Aceite, sal y pimienta
Arroz basmati para acompañar
 
 
Elaboración.
 
1. Picamos la cebolla, el ajo y el jengibre.
2. En una cazuela de fondo grueso ponemos un poco de aceite y los doramos a fuego medio.
3. Troceamos la ternera en dados y la sofreímos unos 10 minutos.
4. Ahora añadimos el resto de las especias y las almendras a la cazuela y removemos bien.
5. Por último, añadimos yogur natural hasta cubrir.
6. Mezclamos bien, tapamos y dejamos cocer unos 15-20 minutos, removiendo de vez en cuando.
7. En un cazo ponemos el arroz (menos de un vaso por cada dos personas, ya que es para acompañar) y lo lavamos con agua fría varias veces hasta que salga el agua clara.
8. Para cocerlo, añadimos agua hasta que quede más o menos un dedo por encima del arroz.
9. A fuego fuerte lo ponemos a cocer y cuando empieze a hervir, tapamos y bajamos el fuego al mínimo. Lo dejamos cocer hasta que no quede agua y el arroz este terminado.
10. Una vez emplatado podemos decorar con ralladura de limón y unas almendras picadas.
 
Velbekommen!
 



9/05/2013

Vamos a hacer otra receta con lentejas para los amantes de estas legumbres tan ricas y sabrosas que da nuestra tierra.
En esta ocasión las vamos a preparar en un plato para tomar frío combinadas con cuscús, verduras de ensalada y brotes.

Ingredientes.

Lenteja castellana hervida.
Cuscús integral.
Zanahoria.
Calabacín.
Pimiento.
Brotes de alfalfa.
Prensado de coles.
Aliño con aceite de girasol.

Elaboración.

1. Debemos cocinar las lentejas solas el día de antes y reservarlas. O al menos unas horas antes para que podamos tenerlas frías en el momento de servir el plato.
2. Cocinaremos también cuscús integral de la siguiente forma. Colocamos en un cuenco unos 120gr para dos personas de cuscús integral. Hervimos agua (la misma cantidad que cuscús) y la añadimos al cuenco añadiendo un poco de sal. Tapamos el cuenco unos 10'. Pasado este tiempo ya podemos destapar, remover bien para que el cuscús quede bien suelto, y guardar un rato en la nevera.
3. Ahora prepararemos las verduras. Para ello vamos a rallar todas ellas, la zanahoria, el calabacín y un poquito de pimiento.
4. Vamos ahora a montar el plato. Cogemos un emplatador redondo o cuadrado, y ponemos una primera capa de cuscús en el fondo, a continuación colocamos otra capa de lentejas cocidas bien escurridas, y a continuación una capa con las verduras ralladas. Por último para decorar encima añadiremos el prensado de coles y unos brotes verdes de alfalfa.
5. Aliñamos por encima con un chorrito de aceite de girasol.

Nuestras lentejas con cuscús ya están lista para comer. 








9/04/2013

Hoy la cosa va de hamburguesas, pero no las típicas de siempre, sino de pollo y con un toque asiático. La salsa de pescado y el azúcar palma quizás no sean ingredientes muy conocidos en nuestra dieta, pero se usan mucho en la cocina asiática, la cual me chifla, por eso siempre los tengo a mano en la cocina.


Ingredientes.

250 g carne picada (pollo)
Medio chili
Un trocito jengibre fresco
2 cucharaditas de salsa de soja
3 cucharaditas de salsa de pescado
1 cucharadita de azúcar de palma
Sal
Aceite

Un puñado de pipas
2 zanahorias
1 manzana
3 cebolletas frescas (no sé si realmente se llaman así en español)

Elaboración.

1. Picamos muy finito el chili y el jengibre y lo colocamos en un cuenco.
2. Añadimos las dos salsas y el azúcar y removemos todo bien hasta disolver el azúcar completamente.
3. Añadimos la carne picada, mezclamos bien y formamos las mini-hamburguesas. 
4. Pelamos las zanahorias y la manzana y las troceamos a tiras largas.
5. Hacemos lo mismo con las cebolletas tiernas.
6. En una sartén ponemos un poco de aceite y cuando esté bien caliente freímos las hamburguesas. Según lo hechas que os gusten, las freiremos más o menos tiempo.
7. Mientras tanto en otra sartén salteamos las verduras con un poquito de aceite.
8. Cuando nos parezca que ya están casi listas, echamos las pipas y salteamos todo un par de minutos más.
9. Ya podemos emplatar y servir.

Velbekommen!




Vamos con otro plato de verano. Una ensaladilla muy nutritiva, rica en carbohidratos y proteínas. Fácil de hacer y que podemos dejar preparada el día anterior o unas horas antes y tomarla bien fresca a la vuelta de la playa o del trabajo.

Ingredientes.
Cebolla.
Zanahoria.
Remolacha.
Pepino.
Pimiento.
Quinoa.
Azukis cocidos.
Brotes verdes.

Aliño: aceite y vinagre.

Elaboración.

1. El día anterior ponemos en remojo los azukis con abundante agua y un trozo de alga kombu. Tras 8h mínimo de remojo vamos a cocerlos. Para ello ponemos una olla con el agua de remojo, los azukis y el alga. Subimos el fuego al máximo y llevamos a ebullición, y entonces añadimos agua fría para romper el hervor, y así lo haremos hasta 3 veces. Después bajamos el fuego, tapamos y cocemos 2 horas (si es una olla expres la mitad, y si es rápida un poco más de media hora sobrará.) Al acabar destapamos y si falta cocción lo hacemos con la olla abierta un poco más. Añadimos la sal cuando faltan 5 minutos para acabar la cocción.
Después reservamos el caldo en la nevera para hacer una sopa en otro momento y guardamos los azukis bien lavados en un recipiente para que se vayan enfriando.
2. Cocemos la quinoa con agua, a razón de 1 parte de quinoa y 2 de agua durante unos 15'. Después lavamos y reservamos también en la nevera para que enfríe.
3. Cortamos la verdura en trozos muy pequeños, en proporción a los azukis y la quinoa. La cebolla la pondremos en un cuenco con un poco de agua, sal y vinagre y después la lavamos antes de añadirla. La zanahoria podemos hervirla un par de minutos para que tenga una consistencia un poco más blanda y no tan crujiente. 
4. Ahora vamos a mezclarlo todo junto: la verdura, la quinoa, los azukis, y añadiremos un poco de sal al gusto. Añadimos el aliño también y ya podemos decorar nuestro plato.
5. Emplatamos la ensaladilla con un molde y decoramos por encima con un poco de brotes verdes de soja, alfalfa, etc.

Lista para comer.









En esta receta vamos a preparar una ensalada para verano, con unas verduras hechas al vapor, con una textura crujiente. Un plato refrescante y nutritivo para estos días calurosos.

Ingredientes.

Calabaza potimarrón.
Zanahoria.
Remolacha.
Alubias verdes.
Maíz.
Pipas de girasol.

Aliño: shoyu, aceite, concentrado de manzana, y vinagre de manzana.

Elaboración.

1. Ponemos una olla con un poco de agua y la rejilla para cocinar al vapor.
2. Cortamos las verduras para cocinar. Calabaza en cuadrados pequeños. Zanahoria en bastoncitos. Remolacha en bastoncitos también. Alubias en cuadrados pequeños. 
3. Ponemos al vapor las verduras por separado. En este orden: alubias, calabaza, zanahoria, remolacha (debería estar pelada y hervida de otro día). Añadiremos un poco de sal al cocinarlas. El maíz lo tendremos ya hervido o usamos uno de bote.
4. Después dejaremos enfriar en la nevera por separado para evitar que el calor acumulado las siga cocinando.
5. Hacemos el aliño con una cucharadita de shoyu, un buen chorro de aceite de sésamo, una cucharada de concentrado de manzana, y un chorro de vinagre de manzana.
6. En el momento de servir colocamos las verduras en cada plato, y añadimos unas semillas de girasol recién tostadas, y por encima echamos el aliño.

Nuestra ensalada ya está lista para comer. 



Hoy toca una ensalada de verano, con una preparación mínima, pero muy rica y sabrosa. Con todas las verduras en crudo. Para tomar como acompañamiento de de otro plato en la comida o la cena.

Ingredientes.

Lechuga.
Tomate.
Manzana.
Calabacín.
Maíz.
Cebolla.
Alga wakame.
Tempeh.
Aliño: mostaza, vinagre, sirope de arroz y aceite.

Elaboración.

1. Lavamos y cortamos las verduras. La lechuga en trozos cuadrados de unos 3cm. El tomate en cubos de 1cm. La manzana en cubos de 1cm. El calabacín lo pondremos rallado. El maíz cocido previamente por nosotros/as o de conserva. La cebolla en trozos pequeños. El alga wakame en trocitos pequeños también.
2. Mezclamos todo y servimos en los platos.
3. Hacemos el tempeh en una sartén casi sin aceite un par de minutos por cada lado.
4. Añadimos el tempeh a la ensalada.
5. Hacemos el aliño con una cucharada de mostaza, un chorro de vinagre de umeboshi, una cucharada de sirope de arroz, y un buen chorro de aceite de oliva. Aliñamos la ensalada con un poco de sal y el aliño por encima.

Lista para comer.




9/03/2013

El hummus es muy fácil de preparar y no requiere ingredientes demasiado complejos de encontrar. En esta ocasión yo le he dado un toque distinto poniéndole unas avellanas trituradas y un trozo de queso feta.

Ingredientes.

400 g de garbanzos cocidos
1 diente de ajo
Un trozo de queso feta
Un chorro de aceite de oliva
Un puñado de avellanas trituradas (o cualquier otro fruto seco)
Sal
Pimienta
Limón
Perejil

Zanahoria
Rábanos
Apio

Elaboración.

1. En el vaso de la batidora ponemos el ajo, el queso y las avellanas y lo trituramos todo.
2. Después añadimos los garbanzos poco a poco mientras seguimos triturando. Es una buena idea no añadirlos todos de golpe pues se hará una pasta muy espesa difícil de trabajar.
3. Echamos el aceite, el limón, la sal y la pimienta y lo mezclamos todo muy bien con una cucharilla. Lo probamos y añadimos más de cualquiera de estos ingredientes si así lo deseamos. A mi por ejemplo me gusta mucho el sabor del limón en el hummus, asique siempre suelo echarle una buena cantidad.
4. Espolvorear un poquito de perejil fresco por encima y rociar con un poco de aceite de oliva.

Para tomar el hummus en esta ocasión hemos elegido unas hortalizas bien crujientes.

Velbekomme!

Hoy vamos con una receta para los/as amantes de las lentejas. Un plato de legumbres rico en proteínas, con las tradicionales lentejas, pero una presentación diferente.

Vamos a ver como hacer este sencillo pastel.

Ingredientes.

Lenteja castellana.
Mijo integral.
Zanahoria.
Acelga.
Col repollo.
Calabacín.
Calamar.
Cebolla.

Elaboración.

1. El día de antes ponemos las lentejas en remojo en un recipiente con abundante agua y un trozo de alga kombu.
2. Ponemos una olla y salteamos con un poco de aceite la zanahoria,el calbacín, y la col repollo cortada a trocitos muy pequeños. Tras saltear a fuego medio durante 10' más o menos, añadimos las acelgas cortadas también muy pequeñas. Cocinamos todo unos minutos más pero con fuego bajo, y cuidando que no se pegue nada.
3. Añadimos 50gr de lentejas por persona (si eres muy comedor/a un poco más, claro) y el triple de agua en la olla, subimos el fuego para que hierva y después bajaremos el fuego casi al mínimo, y con la olla tapada cocinamos unos 30'. Antes de que se acaben de cocinar las lentejas cuando falten unos 12' añadiremos en la olla unos 20gr de mijo por persona para que se cuezan en estos últimos minutos.
Debemos seguir cocinando todo junto hasta que se quede todo totalmente seco, para poder formar después una especie de pastel en el plato. El total de la cocción será unos 30' desde que pusimos el agua en la olla, pero es un tiempo aproximado. Lo importante es que todo quede bien cocinado y seco, sin nada de caldo.
4. Ahora vamos a hacer el calamar encebollado. En una sartén pondremos aceite y cuando esté caliente añadimos abundante cebolla, un par por lo menos si son medianas. La cebolla la cortamos en cuñas pequeñas. Cocinamos con un poco de aceite durante 15' para que quede bastante jugosa. 
5. Añadimos en la sartén el calamar cortado en anillas y cocinamos con la cebolla otros 10-15'. Mantendremos la sartén todo el rato tapada para que el calamar con la cebolla quede jugoso y con textura cremosa.
6. Solo nos queda montar el plato. Así que pondremos las lentejas en forma de montaña, con el emplatador redondo o cuadrado, al gusto. Encima colocaremos el calamar encebollado para que todo el juego vaya penetrando en las lentejas.
Podemos servir acompañado de ensalada de hojas verdes.

Así podría quedar este rico plato de lentejas con calamares.








9/02/2013

Hoy toca una crema bastante atrevida. En esta ocasión vamos a preparar una crema de verano combinando frutas y verduras. Como la combinación no es lo más recomendable para todos los días, os propongo este plato para un día de fiesta, una cena con amigos/as, o un día que se te acumula el melón y no sabes como comértelo.

Ingredientes.

Melón.
Cebolla.
Calabaza. (opcional)
Remolacha.

Preparación.

1. Ponemos una olla a calentar y añadimos un poco de aceite.
2. Añadimos una cebolla cortada en cuadrados medianos con un poco de sal y cocinamos a fuego bajo durante 15' para que suelte el agua y coja dulzor. 
4. Ahora vamos a añadir una raja grande de melón cortada en cuadrados, y media remolacha pequeña sin cortar. Tapamos la olla y cocinamos otros 30' por lo menos a fuego bajo.
5. Añadimos a la olla unos 200ml de agua por persona (en nuestro caso para 2 persona, pues 400ml más o menos) y cocinamos otros 5'. 
6. Retiramos del fuego y trituramos todo con la batidora. Guardamos en una jarra o recipiente cualquiera y dejamos en la nevera unas horas para que se quede bien fría.
7. Servimos en cuencos con unos brotes de alfala, o un poco de cebollino.

-Como opcional podemos servir con unos cuadraditos de mochi frito dentro como si fueran tacos de queso. 

Ya tenemos lista nuestra crema fría de melón y remolacha. Diferente y sabrosa.






En esta ocasión vamos a preparar una rica ensaladilla de quinoa para estos días de verano que nos apetece nutrirnos a la vez que refrescarnos un poco. Podemos tenerla preparada en la nevera la noche de antes y así será llegar a casa y servir.

Ingredientes.

Quinoa.
Verduras:

  • Zanahoria.
  • Rabanito.
  • Pepino.
  • Pimiento.
  • Cebolla.

Alga wakame.
Prensado de col lombarda.
Salsa de tofu.

Elaboración.

1. Ponemos en un cazo 50gr por persona de quinoa y el doble de agua. Añadimos sal al gusto. Hervimos durante 10-15' o hasta que este cocida al quinoa, podéis darle la textura que os guste, más o menos crujiente. Una vez cocida eliminamos el agua sobrante si la hay, lavamos para enfriar un poco y guardamos en la nevera.
2. Cortamos las verduras en cuadraditos bien pequeños. Ponemos en bol con un poco de sal y vinagre y reservamos también en la nevera.
- (La zanahoria podemos hervirla un poco en el mismo cazo que estamos haciendo la quinoa con un colador sumergiéndolo en el agua unos minutos, si queremos que tenga una textura más suave. Esto va en gustos.)
3. Hidratamos las algas y después cortamos en tiras muy finas.
4. Elaboramos una salsa de tofu como hemos comentado en otras recetas. Cocemos 4-5' el tofu. Después en un vaso de batidora ponemos el tofu, agua, un chorro de  aceite, sal, y batimos hasta crear una salsa de consistencia media. (Podemos añadir alguna hierba aromática o especia al gusto, así como vinagre, concentrado de manzana, pepino, etc.. .para dar un toque diferente cada vez)
5. Ahora toca mezclar en un cuenco grande todos los ingredientes y añadir la salsa.
6. Si no tenemos prisa mejor dejar otra vez en la nevera un buen rato para que la tomemos bien fría.
7. Al servirla en el plato añadiremos por encima un poco de prensado de col lombarda.

Ya tenemos lista nuestra ensaladilla, rica, nutritiva y refrescante para esos días de verano.




Una receta simple y sabrosa para acompañar a unos cereales en forma de ensaladilla, pastel, etc. Rico en proteínas vegetales para los que no comen carne. 

Ingredientes.

Cebolla grande
Pimiento
Seitán

Aliño: Shoyu, aceite de girasol, y tahin de sésamo. 

Elaboración.

1. Partimos la cebolla siguiendo los meridianos en cuñas pequeñas.
2. Partimos el pimiento en tiras del mismo tamaño que la cebolla más o menos.
3. Ponemos al fuego una sartén y cuando esté caliente añadimos un chorro de aceite de sésamo (u oliva claro), y añadimos después la cebolla y el pimiento adicionando y sazonamos con un poco de sal. Tapamos la sartén y dejamos el fuego a medio bajo. Cocinamos durante 10' más o menos.
4. Ahora añadimos el seitán en cuadrados de unos 3cm a la sartén, tapamos y cocinamos otros 10' más o menos. Comprobar de vez en cuando que no se queda todo muy seco, pues la idea es que este todo suave y cremoso. Si se hace demasiado bajar más el fuego o retirar ya.
5. Servimos en los platos y añadimos por encima un poco de aliño resultante de mezclar una cucharada de shoyu, 2 cucharadas de aceite, y 1 cucharada de salsa tahin (de sésamo).

Ya tenemos este salteado listo para comer.



9/01/2013

Qué mejor forma de empezar un domingo que desayunando creps!!
Aquí os dejo una receta muy rica y fácil de preparar. Se trata de unos creps con jarabe de naranja y avellanas. Si no sóis muy amigos de las naranjas, podéis rellenarlos de lo que más os apetezca.

Ingredientes.

1 vaso de leche
2 huevos
50 g mantequilla derretida
120 g harina
Aceite o mantequilla para untar la sartén

Zumo de 2 naranjas
5 cucharaditas de azúcar
1 cucharadita de miel

Un puñadito de avellanas troceadas
Azúcar glass para decorar

Elaboración.

1. En un cazo ponemos el zumo de las naranjas, el azúcar y la miel a calentar.
2. Cuando llegue a ebullición bajamos el fuego y lo dejamos que reduzca durante unos 15 minutos. Al enfriarse espesará.
3. En un cuenco o jarra batimos los huevos.
4. Añadimos la leche y la mantequilla y batimos bien.
5. Poco a poco vamos añadiendo la harina y continuamos batiendo hasta obtener una masa homogénea.
Yo he utilizado la batidora para batir todos los ingredientes, pero también podéis utilizar las varillas de mano.
Si la masa os parece muy espesa podéis añadir un poco más de leche hasta obtener la consistencia que os guste.
6. Untamos una sartén antiadherente no muy grande con un poco de aceite o mantequilla.
7. Vertimos un poco de masa (unas 2-3 cucharadas soperas, dependiendo del grosor que queráis) en la sartén y la esparcimos bien.
8. Cuando empiece a cuajarse el crep, le damos la vuelta y lo dejamos terminar de dorarse.
9. Retiramos el crep a un plato o fuente.
10. Repetimos la operación con el resto de la masa.
11. Rellenamos los creps con el jarabe de naranja y las avellanas troceadas. 
12.  Podemos decorarlos espolvoreando un poco de azúcar glass.

Feliz Domingo!